Casa Lluvià

La Casa Lluvià, situada cerca del Paseo de Manresa, data de 1908 y es obra del arquitecto Ignasi Oms i Ponsa. Es una vivienda representativo del modernismo, como se ve en la ornamentación de la fachada, y en el interior, con columnas de piedra con relieves y techos con molduras.

La Casa Lluvià es una vivienda representativo de la burguesía industrial de principios del siglo XX, elementos que en Cataluña suelen confluir en el Modernismo. Si bien se construyó por encargo de Sebastián Tàpias y Selga, posteriormente la adquirió el señor Lluvià. Durante un tiempo sirvió de escuela y pasó por un momento crítico en el que estuvo a punto de ser demolida.

A diferencia del Casino de Manresa (1906 ), la Casa Lluvià aparta del clasicismo y el autor combina, en un juego de volúmenes asimétricos, un cuerpo central con dos torres de diferentes proporciones y alturas. La fachada conserva una ornamentación típicamente modernista con esgrafiados en las paredes, ornamentación florales en capiteles y ménsulas, rematado con un escalonado de ladrillo y ladrillo en las cornisas. El jardín está vallado con rejas de hierro forjado.

En el interior del edificio se conservan algunos elementos típicos como columnas de piedra con relieves , techos con molduras y pintura de tendencia naïf. También se conserva la carpintería original de las ventanas de un despacho.

Visita la Casa Lluvià en formato didáctico y actividades pensadas para los niños: Es un proyecto dirigido a niños de Primaria y adaptado para alumnos con necesidades educativas especiales para conocer el Modernismo visitando la Casa Lluvià de Manresa.